Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC) - Alejandra Liliana Tavío Aguilar

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Trastorno Obsesivo Compulsivo (TOC)

Vinculado inicialmente a los trastornos de ansiedad, su caracterísitica principal es que la mente de la persona se ve inundada de pensamientos intrusivos, de manera persistente e incontrolable, viéndose obligada a repetir una y otra vez, ciertos comportamientos sin sentido.

Por una parte tenemos las obsesiones que son ideas, pensamientos, imágenes o impulsos constantes que invaden la mente y que se viven como intrusas, incontrolables y sin sentido. Surgen espontáneamente, con tanta fuerza y frecuencia que impiden llevar una vida normal.
A menudo son temores, y lo más habitual son que algo malo le ocurra a un@ mism@ o a personas cercanas ("voy a herir a mi hija con un cuchillo"), miedo a la contaminación ("las manos están sucias, voy a coger una infección"), a no haber hecho las cosas perfectamente ("seguro que me dejado la nevera abierta"). La repetición de estos pensamientos , producen angustia y malestar; en general, la persona intenta ignorarlos , suprimirlos o netutralizarlos con otros pensamientos, reconociendo que son producto de su propia mente y que no son normales.

Mientras que por su parte, las compulsiones son conductas o actos mentales repetitivos que la persona se siente obligada a realizar para reducir una obsesión o para evitar un peligro. Las conductas más comunes son lavarse las manos, verificar o comprobar algo. ordenar objetos o acumularlos. Los actos mentales más habituales son: rezar, contar números, hacer listas de cosas, pensar cierta palabra cuando pasa algo concreto, etc.... Se diferencia de las obsesiones en que no son pensamientos intrusos e incontrolables, sino actos que la persona "DEBE" hacer.

 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal